Y TODO SIGUE IGUAL

Y TODO SIGUE IGUAL

El equipo Matador volvió a sufrir el déficit de goleo y acumuló el tercer empate consecutivo. El 0 a 0 ante Godoy Cruz fue un tanto mentiroso ya que en el derrotero de los 90 y tantos minutos de juego, en Victoria, hubieron más de 10 llegadas claras para los dos equipos pero la falta de definición hicieron que las figuras de la cancha sean los arqueros y los palos.

 

Como aquel histórico cuento, que deja siempre una moraleja, Tigre se convirtió en el fiel perro del hortelano: No convierte y no deja que le conviertan. Así es la vida actual de este equipo dirigido por Fabián Alegre, que trasunta buenos y malos momentos durante los partidos, sobre todo en Victoria, y la de hoy en el José Dellagiovanna ante Godoy Cruz no fue la excepción.

En gran parte del primer tiempo el Matador la pasó muy mal, las llegadas del visitante y las salvadas providenciales de Javi García se contaban por montones. Una errada coordinación por parte del equipo de Victoria hacía que los jugadores de El Tomba conquistaran la pelota con una frecuencia preocupante y logaran filtrarse en el área hasta llegar a la figura del arquero de Tigre.

Llegando a los 30 minutos de juego, el Matador se soltó un poco más y logró inquietar al arquero visitante, Jorge Carranza. Primero con Pablo Vitti quien estrelló su remare de zurda al palo, tras un pase de Lucas Janson, quien volvía a la titularidad; y minutos después el mismo Janson desperdició un mano a mano ante el arquero del equipo mendocino.

El segundo tiempo llamó la atención que se jugase con la misma intensidad que el primero y que el marcador no se moviese del cero a cero. De tanto en tanto se volvía a escuchar el fervoroso “UUUUHHH!” de la gente de Tigre. La jugada más clara para el Matador fue aquella en la que Lucas Wilchez, a los 20 minutos del complemento, efectuó un disparo cruzado y la pelota se fue por la línea de fondo rozando el poste.

Así se fue otra fecha más para Tigre y con ella otra oportunidad de sacarse la mufa en Victoria y destrabar ese grito de gol que aún no termina de llegar. Y todo sigue igual, igual de irregular, aunque con margen para revertir la malaria del empate en casa.

 

FICHA DEL PARTIDO

Redacción: Fernando Viale

Fotos: Carlos Borgonovo y Diego Espinosa

www.catigre.com.ar