PENA MÁXIMA

penamax

PENA MÁXIMA

En la segunda fecha del Torneo de Primera División 2014, a Tigre no le salieron bien las cosas en Bahía Blanca y perdió por 2 a 1, un partido que se definió con 3 remates desde los 12 pasos. Jonathan Blanco, un ex Matador convirtió en las dos ocasiones para Olimpo y Carlos “Chino” Luna, ya en tiempo adicionado, descontó para los de Alegre. La de esta tarde se transformó en la segunda caída consecutiva en lo que va del Campeonato.

Ya de entrada recibió dos golpes que lo dejaron contra las cuerdas, como un boxeador que aún se pregunta de donde salieron esas manos, con ese peso del 0-2 tuvo que jugar Tigre ante Olimpo los 70 minutos que le quedaban al partido. Así arrancó el Matador en Bahía Blanca, con el condicionante de la desventaja en el marcador y con todo un partido por delante.

Poco hizo el local para sacar semejante ventaja ya que en dos jugadas aisladas, de las cuales terminaron en penal, pudo capitalizar el 2 a 0. Primero, a los 10 minutos del partido, el árbitro vio un agarrón de Joaquín Arzura a un delantero de Olimpo dentro del área y cobró penal. Lo terminó definiendo, desde los 12 pasos, el volante Jonathan Blanco. Y 9 minutos más tarde, otra vez de penal, Blanco colocó el 0-2 para desesperar aún más a Tigre.

Lo cierto fue, que durante los 90 minutos del encuentro, el Matador no hizo mucho para inquietar el arco defendido por Nereo Champagne. Recién en la primera jugada del segundo tiempo logró llegar con claridad, por medio de Pablo Vitti, quien había ingresado en el entretiempo. Los nervios y el poco fútbol hicieron de los dirigidos por Fabián Alegre un equipo endeble de mitad de cancha hacia adelante.

Una pequeña luz de esperanza se encendió cuando el tiempo reglamentario se había consumido y empezaba a correr el adicionado. Un centro desde la derecha cayó en el área del Olimpo y en la misma jugada un defensor de local tomó de la camiseta Sebastián Rincón. Al juez, Andrés Merlos, no le tembló el pulso y señaló el tercer penal de la tarde, esta vez fue para Tigre. El Chino Luna se encargó de definir con un remate alto y esquinado. Pero no hubo tiempo para nada mas y el local terminó festejando una conquista casi sin despeinarse.

Para Tigre quedan mucha bronca, demasiadas dudas e  interrogantes en torno al funcionamiento del equipo, que deberán ser desenmarañadas durante la semana, en una ardua tarea para el entrenador, Fabián Alegre.

 

>VER FICHA DEL PARTIDO

 

Redacción: Fernando Viale

Fotos: Carlos Borgonovo

www.catigre.com.ar